5 Comidas que debes probar en Marruecos

La cocina marroquí es típica por su carácter familiar, se suele elaborar siempre con el fin de ser compartida y reunirse en familia o con los amigos. Si estás realizando una ruta por Marruecos, los mejores lugares para encontrar algunos de estos platos son las Medinas o las plazas antiguas de las ciudades.

En general las cocina marroquí es sencilla de realizar y se caracteriza por su diversidad de sabores provenientes del norte de África, árabes y mediterráneos. Sin embargo en una buena mesa de comida marroquí, encontraras infinidad de platos.

Estas son las 5 comidas que debes probar en una ruta por Marruecos, aunque la lista puede ser más larga si lo prefieres:

Bastilla

La Bastilla, también llamado Pastilla, es un plato que probaras si viajas para conocer Fez, pues típico de esta ciudad. Es un pastel formado por una serie de capas de pasta filo, con un relleno picante y a la vez dulce. Suele estar hecho con carne de paloma o carne de pollo, huevos, almendras y aromatizado con azafrán y canela. Mezcla lo salado con lo dulce.
Hay también una versión con mariscos, rellenos de calamares o pescado. Se suele tomar como aperitivo en bodas o eventos especiales y siempre suele estar acompañado de un té verde. Si realizas una escapada a Fez,lo encontrarás en la medina de la ciudad.

Harira

Es una sopa con un sabor muy diferente que suele servirse de aperitivo. Es una sopa picante hecha con carne de cordero, garbanzos, tomate, lentejas, cebollas y especias marroquíes. Se suele acompañar de huevos duros, dátiles, sésamo, miel y pan. Aunque sea una sopa, no es exclusiva para los meses de frío, es elaborada durante todo el año. Muy típica en Marrakech durante la época del Ramadán para tomarla con la caída del sol.  El Ramadán es el ayuno que hacen los musulmanes durante una época del año, en el que no comen desde el amanecer hasta el atardecer.

Tangine

Es un plato tradicional hecho de verduras, carne, aceitunas, frutos secos y limones en conserva. Si quieres conocer nuevas especies no puedes dejar de probar este plato tìpico de MarrakechSe guisa en una Terracota (una olla baja y ancha con tapa) durante mucho tiempo para así conservar y dar sabor con las especias marroquíes. Este plato varía mucho entre las diferentes regiones del país, pero algo en lo que siempre se coincide es que se sirve con pan. A lo largo de una ruta por Marruecos podrás observar que hay dos ejemplos muy típicos: el pollo cocinado con aceitunas verdes y limones o el cordero con ciruelas y pimienta.



Cous-cous

Uno de platos más famosos en el país. Suele ser un plato muy habitual entre los locales y que se acompaña de carne y vegetales. El cous-cous está elaborado de sémola de trigo. Es un plato rico en especias marroquíes. Las verduras más comunes son cocinadas al vapor como la berenjena, el calabacín, las zanahorias, la calabaza, la patata o la cebolla. El día más típico para tomarlo entre las familias marroquíes es el viernes a la hora del almuerzo, después de la oración y siempre para compartir

Shebakia

Es un postre marroquí también llamado chebakia con forma de flor o maraña. Son tiras de miel bañadas en sésamo con semillas de anís por dentro. Muchas veces también incluye otros ingredientes como la almendra, la harina, el vinagre y las especias como azafrán o el azahar. Se acompañan de té de menta y son habituales para comer durante el Ramadán por su alto poder en nutrientes.